Octubre 2, 2022

Dificultades para costear una alimentación vegana con Junaeb

Ante la poca disposición para aumentar el monto de la Junaeb, baja la posibilidad de que los estudiantes de educación superior con pocos recursos puedan llevar una alimentación vegana.

Imagen de Junaeb

“La comida apta para veganos (APV) tiende a ser más cara que la tradicional. En ese sentido, la beca Junaeb y sus $32.000 de presupuesto mensual son realmente insuficientes”, Camila Torroja, estudiante vegana de la Universidad de Chile.

Actualmente en Chile, la población que opta por seguir un estilo de vida consciente ha aumentado considerablemente. Así lo demuestran estudios realizados por los centros de investigación Cadem, donde en 2018 dio a conocer que 1 de cada 5 personas se declaraba como vegana o vegetariana, mientras que durante la pandemia Ipsos en conjunto con la ONG Vegetarianos Hoy evidenciaron que 36% de los chilenos han intentado disminuir su consumo de carne.

Los estudiantes de educación superior se han vuelto el principal grupo que impulsa este movimiento puesto que, según el informe de Ipsos y Vegetarianos Hoy, el 73% de los adeptos son menores de 30 años.

Entre las posibilidades que estos tienen para costear una alimentación vegana se encuentra la Beca de Alimentación para la Educación Superior (BAES) que entrega a los beneficiarios, estudiantes que se encuentren en el 1er ($0 a $48.750 CLP) y 6to decil (a $154.167 a $193.104 ingresos por persona), 32 mil pesos mensuales desde marzo a diciembre.

Hoy en día, 574.872 estudiantes cursan la educación superior y cuentan con el beneficio de la BAES. Camila Torroja estudiante vegana de la Universidad de Chile es beneficiaria y cuenta que a pesar de que el monto de la tarjeta Junaeb le permite llevar una dieta alimenticia que no comparte con su familia, el monto no alcanza. “Por lo general, la comida apta para veganos (APV) tiende a ser más cara que la tradicional. En ese sentido, la beca Junaeb y sus $32.000 (CLP) de presupuesto mensual son realmente insuficientes”, recalca Torroja.

Ante esto en septiembre de este año la Confederación de Estudiantes de Chile (Confech) lanzó nuevamente la petición de aumentar el monto a 45 mil pesos mensuales que se entreguen durante todo el año, incluyendo los meses de vacaciones. “En 2012, cuando se reajustó la BAES a 32 mil pesos, la canasta básica tenía un valor de $31.029 pesos. En agosto de 2021 la canasta básica está en $48.260 pesos según información del ministerio de Desarrollo Social”, explicó Verónica Parra, vocera de la Confech. Aún así la respuesta por parte de Jaime Tohá, director nacional de Junaeb, fue que se decidió mantener el monto actual para beneficiar a 130 mil estudiantes que obtendrían la beca según el aumento presupuestario de 2022.

Poco visibilizados

Frente a la firme oposición para aumentar el monto de la Junaeb, el grupo de estudiantes que se ven más perjudicados son aquellos que dependen del beneficio mensual para mantener un estilo de alimentación fuera del tradicional. 

El problema recae en que si bien, se ha ampliado la gama de productos dirigidos a este tipo de consumidores, en el comercio sigue siendo más costoso optar por alimentos veganos, ya que en el caso de las hamburguesas se puede observar que la NotBurger de 100 gramos tiene un valor de $1.299 CLP en el supermercado Jumbo, mientras que la hamburguesa de origen animal más barata en la misma cadena tiene un costo de $599 CLP. De esta manera, el monto mensual que necesitan para mantener su pauta alimenticia es mayor.

A lo anterior se le añaden las preferencias que los estudiantes tienen para costear una alimentación no tradicional, ya que de acuerdo a las cifras entregadas por el Ministerio de Educación, el 56% de estos compran en supermercados, un 10% en restaurantes y un 9% en los casinos universitarios.

Ante esto la iniciativa impulsada por la ONG Animal Libre y apoyada por la diputada  Cristina Girardi y el diputado Juan Santana, #MiMenúVegano se vuelve una de las opciones para garantizar que los estudiantes veganos que dependen del beneficio de alimentación puedan mantener su decisión de optar por una pauta alimenticia consciente con el medio ambiente.